Alan Frenk y el mundo de la programación neuro-lingüística
Publicado el: 02 / 09 / 2020

Por Daphne Dionizis

¿Estás cansado de las terapias tradicionales y no ver resultados efectivos? ¿Esa fobia o adicción sigue invadiendo tu vida? ¿Aumentaron tus miedos por causa del Coronavirus? O simplemente, ¿te gustaría obtener cambios y mejoras en tu autoestima, relaciones familiares o laborales? Tal vez, sea el momento de probar PNL.

Aunque el nombre puede ser confuso, e incluso abrumador, esta disciplina tiene resultados efectivos y permite conocer la manera en que procesamos la información, y así descubrir patrones de conducta, y a través de diversas técnicas, lograr cambios concretos a nivel emocional y conductual. A su vez, ha sido una herramienta muy utilizada en esta pandemia ya que logra disminuir los niveles de angustia y miedo a contagiarse.

Alan Frenk, Fundador y Director Académico de la Sociedad Chilena de PNL (SCPNL), es una destacada autoridad a nivel nacional e internacional sobre esta materia.

A su vez, es creador del Coaching Neuro-Lingüístico de Estructura Profunda (CNL). Desde 1992, se dedica en sus consultas a mejorar la calidad de vida de muchas personas, y a enseñar y preparar a cientos de personas en sus diplomados, programas y talleres, tanto en Chile como España y Brasil. Conversamos con Alan sobre esta terapia.

¿Qué es la PNL?

– La PNL, hoy en día, es un conjunto de conocimientos y procedimientos que permiten generar un cambio concreto y verificable en temas emocionales, intelectuales, conductuales y cognitivos.

Proviene, inicialmente de los estudios que hicieron John Grinder y Richard Bandler en la búsqueda de un formato terapéutico efectivo y confiable.

El nombre proviene del efecto que tiene el lenguaje sobre nuestro sistema nervioso y sus formatos de “programas”: Programación Neuro-Lingüística.

¿Para qué se utiliza?

– En la mayoría de los casos se utiliza para mejorar comunicación y relaciones y para generar cambios concretos en temas emocionales y conductuales.

La PNL abarca temas de motivación, autoestima, fobias, depresiones, adicciones, relaciones familiares, entre otros.

¿En qué se diferencia de otras terapias psicológicas?

– Algunas de las diferencias podrían ser por ejemplo; en PNL no hay diagnóstico, no se rotula lo que está ocurriendo con una palabra, más bien se busca describir multisensorial (visión, audición, propiocepción, emoción) y sistémicamente las dinámicas y reacciones para con eso, establecer “estado actual” y “estado deseado”. Después se procede a encontrar maneras concretas (técnicas de cambio o prácticas mentales) para que se pueda generar un cambio que lleve del “estado actual” (que se desea cambiar) al “estado deseado” (que es cómo se desea vivir de ahora en adelante el tema siendo tratado).

Otra diferencia es que en PNL cada trabajo se estructura basándose en los requerimientos y estructura de cada persona, no tiene maneras generalizadas para tratar los diferentes temas. Existe un protocolo general, pero la o las técnicas que se utilizan para generar un cambio y cómo ellas se estructuran y presentan, son completamente orientadas para la persona que las requiere. Por esto la PNL funciona bien independiente de edad, género, creencias o valores de cada uno, porque se logra con ella, respetar a todos.

En PNL, adoptado de Gregory Bateson, trabajamos con el concepto de Ecología personal y transpersonal en la generación de cualquier cambio. Esto se traduce a que para cualquier cambio, buscamos mantener todos los beneficios que puede tener el Estado Actual y también reducir al máximo y, preferiblemente eliminar por completo, posibles consecuencias indeseadas que pudiera generar el Estado Deseado. También se considera el corto, mediano y largo plazo junto con las reacciones de personas significativas. Todo esto para generar, lo que llamamos, un cambio “ecológico” para la persona.

¿Va acompañado de hipnosis?

– Puede incluir la utilización de Hipnosis Ericksoniana, pero esto depende más bien de la predilección de quién está aplicando.

Ahora que estamos en pandemia ¿Puede ayudar la PNL a disminuir la angustia por el confinamiento y el miedo a contagiarse?

Sí, con la PNL se puede ayudar muchísimo a disminuir la angustia y ansiedad ante la incertidumbre que la pandemia genera, y también sirve para reducir el miedo de contagio a niveles sanos.

Hoy en día una buena cantidad de las consultas que recibo tienen que ver con justamente cómo lidiar con la incertidumbre y los estados anímicos que genera.

No importa si es un empresario, un empleado, una madre de familia, o hijo de padres en la tercera edad, a todos nos afecta el no saber “cuándo esto va acabar” y también el no saber “cómo será todo después”. Hay mucho que se puede hacer a nivel cognitivo que ayuda a manejar la circunstancia actual de mejor manera y en eso la PNL es excelente.

Con la PNL se logra la reducción de los miedos a niveles sanos.

Se podría utilizar la PNL para eliminar el miedo al contagio por completo, pero ocurre que el miedo es un mecanismo para la supervivencia muy útil para mantenerse lejos de cualquier peligro. Dado que el contagio con este virus puede ser fatal, tenerle un miedo “sano” ayuda a estimular las conductas conducentes a reducir la probabilidad de contagio.

¿Es igual de efectiva una consulta vía online?

– Las consultas online son plenamente efectivas. Yo ya las utilizaba para atender a personas que me pedían sesiones desde Australia, EEUU, Inglaterra, Bolivia y Nueva Zelanda, por lo que cuando se dio el tema de la pandemia aquí en Chile, ya tenía familiaridad y práctica con el sistema y por lo tanto, he podido lograr la misma calidad de resultado que en las sesiones presenciales.

¿Hay evidencia científica de sus resultados?

– Hasta unos 15 años atrás no había. Hoy en día, no lo sé. Eso sí, mucho de lo que se logra con PNL se puede explicar fácilmente con los conocimientos de las Neurociencias.

Hay mucha evidencia de cómo el cerebro, en ciertas circunstancias, no distingue entre “realidad” y “fantasía” y logra generar toda la bioquímica de una experiencia “real” a través de una fantasía o ensayo mental multisensorial.

A mi me gusta el autor Antonio Damasio y recomiendo sus libros “El Error de Descartes” y luego en secuencia “Sentir lo que Sucede”.

PNL, más que una terapia…

Uno de los grandes beneficios de esta rama, es su capacidad para conseguir cambios en diversos ámbitos. Tanto así, que una nueva área que está desarrollando la SCPNL, es PNL Business donde obtienen grandes resultados a nivel organizacional.

¿Cuál es el rol de la Sociedad Chilena de Programación Neuro-Lingüística?

– Nuestro rol es de difundir, enseñar y aplicar la PNL de la forma más respetuosa, efectiva y transparente posible a todos quienes les puede ser de beneficio.

 ¿Por qué la PNL puede ayudar a una empresa?

– No hay empresa sin personas. Donde hay personas, la PNL es muy útil porque con ella se optimiza la comunicación, se logra que se incorporen nuevos conocimientos y procedimientos, se resuelven conflictos internos y con clientes, acelera el aprendizaje, elimina hábitos ineficientes o disruptivos, potencia el liderazgo empático, aumenta las ventas, entre otros.

¿En Chile es alto índice de personas que se realizan PNL?

– Honestamente no sé si es un índice alto o bajo. Sí puedo decir que tiene muy buena acogida especialmente por el mundo terapéutico, tanto tradicional como alternativo. Esto no es algo que se da en todos los países.

Por lo que entiendo, Chile es uno de los países donde el “mundo terapéutico oficial” mejor ha aceptado e incorporado la PNL.

A mi, personalmente, me envían “pacientes” tanto, Psicólogos, Psiquiatras, Ginecólogos, Obstetras, Neurólogos, etc., lo que me da la impresión que la PNL está bien aceptada en esos medios.

¿A qué crees que se debe esa aceptación?

– Estoy convencido que la PNL es bien aceptada por lo respetuosa y efectiva que es para generar cambio en las personas.